"La música es una necesidad. Después de la comida, el aire, el agua y la calefacción, la música es la siguiente cosa necesaria en la vida. Simplemente, tocar un tema es un lujo" (Keith Richards, 1988)

27/11/07

La Casona tomada



EL recital de este sábado en la Casona fue algo para alegrarse, sinceramente. Porque fue una celebración (y lo fue de manera tácita: por estos días estamos cumpliendo un año de nuestra formación), porque tuvo todo lo que queremos que tengan nuestras fechas: mucha y muy copada gente (familia y amigos, pero también melómanos desconocidos), buenas dosis de rock and roll (condición sine qua non para seguir viviendo), buen clima, emoción, invitados, un buen tercer tiempo... en fin, lo que se dice una fiesta, y lo fue sobre todo porque pudimos compartirla -y armala- con Uds. Porque la gente del bar quedó muy contenta y quiere que volvamos, y probablemente lo hagamos antes de fin de año. Porque pudimos mostrar nuestra música sin complejos y se produjo un muy buen feedback. Porque nos dimos el lujo de invitar a los 2 tropelías extra, que son el Morrón (en "Mixed emotions") y el Oso (en "Ya no"), y a un amigo como Dari (también con los stones), por esto también fue una fiesta. Pero lo fue sobre todo porque, como en toda fiesta que se precie, a uno le quedan las ganas de volver a vivirlo, cosa que ciertamente va a pasar en muchas ocasiones.

Sólo queda agradecer a la gente que siempre está, que siempre nos ayuda: de nuevo al morrón y al oso por el sonido, al árbol y a Mauro por la logística, a Algunos Hombres Buenos que nos socorrieron con elementos para el sonido, a Daru y Raquel, a Ayes (nuestra Annie Leibovitz, autora de la foto de arriba, y que después nos va a pasar más), a Yani, a Dari Fernández, al Tano, y a todos los que nos fueron a ver ésta y otras veces.

Saludos,
José

1 comentario:

  1. la verdad que el sabado 24 en la Casona tuve la opertunidad de ver y escuchar a la mejor banda de rock under de los ultimos 10 años,tuvieron presencia ,ejecución perfecta ,show y diversión para todo un bar repleto.realmente sigan caminando por el escabroso sendero del rock argentino que ustedes tienen sangre para atropellarlo , DARIO DE GRAL RODRIGUEZ

    ResponderEliminar